Bridepalla

#SALIXentrevistas

 

Descubre en esta SalixEntrevista a Jon Marín, el alma de Bridepalla, desde 2014. 

El trío Salix amamos las historias auténticas y una historia como la de Bridepalla en la que las sinergias en pro de un mundo más sostenible se unen, nos enamora. Jon lo defiende personal y profesionalmente. Bridepalla es flexible, actual y defiende los intereses de nuestro planeta.

Jon Marín de Bridepalla #SalixEntrevista

Explícanos el proyecto de Bridepalla, tu historia.

Vengo del mundo de la botánica (soy biólogo) y del mundo profesional del diseño de producto (soy profe de diseño sostenible desde hace más de 10 años). Con Bridepalla se mezclan estos dos mundos. Hacemos objetos de regalo a partir de plantas y semillas. Además, personalmente Bridepalla tiene la flexibilidad para hacer un hueco a los proyectos que a mi más me interesan en cada momento. Flexible como un bri de palla (brizna de paja)!

¿Cuál es el valor social y/o ambiental de Bridepalla?

Tenemos muy en cuenta la economía circular en cada producto que desarrollamos. Trabajamos con residuos de otras empresas para crear packagings únicos. Intentamos aprovechar todos los subproductos que salen de nuestro sistema productivo semi-artesanal. Trabajamos con personal vulnerables dentro del equipo y colaboramos con entidades que dan formación y personas con riesgo de exclusión laboral.

¿Qué hace especial tu proyecto? ¿qué lo hace diferente?

Lo más diferenciador es que ¡todos nuestros productos son plantables! Trabajamos con la naturaleza como materia prima y hacemos productos de regalo que vienen a sustituir a los de toda la vida. ¡Menos “pongos” y más plantas!

¿Qué es lo que más te gusta de tu trabajo?

Con Bridepalla intentamos hacer las cosas como pensamos que se han de hacer. Eso es lo más importante. Nuestro negocio se basa en plantar y cultivar y hacer que la gente sea consciente y responsable con el medio ambiente. Eso también es importante.

¿Cómo ves el futuro?

Si preguntamos a las familias qué hicieron durante el periodo de confinamiento durante la pandemia (Covid-19), hay una actividad que se repite siempre: plantar semillas. Eso nos da esperanzas de cara al futuro y nos hace pensar que tendremos un poquito más de respeto por la naturaleza.

Si tu proyecto tuviese una banda sonora ¿Qué canción sonaría?

Jon nos da tres opciones:

Un pequeño placer…

Esconderme, de vez en cuando, en la cabaña de madera…

Puedes encontrar este precioso detalle, la postal plantable de Bridepalla en nuestra tienda en el apartado PACK Y REGALOS.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
Necesita estar de acuerdo con los términos para continuar

Menú